La España de Rajoy

Posted on mayo 30, 2011

0


Han publicado hoy en el ABC, al hilo de una entrevista que le hacen, un pequeño artículo con el decálogo de lo que haría Rajoy en España de ganar las elecciones…

La fuente original del artículo se puede encontrar aquí. Lo que reproduzco a continuación es un corta pega con las “diez ideas para entender la España de Rajoy” y un pequeño comentario (en letra cursiva) a continuación.

He de reconocer que resultaría poco adecuado que yo, un simple Fernando, pretendiese glosar las ideas directrices del programa de quien en menos de un año optará a la más alta magistratura del Estado, pero es que son las medidas que se proponen tan indignas de tal fin, que en su grosería encuentro la invitación al comentario, en su superficialidad la invitación a la mofa y en su falta de respeto a los votantes la necesidad de “hacérmelas entender”.

Pondré mi granito de arena a las diez medidas propuestas mediante dos recursos sencillos y accesibles para mí: la reducción al absurdo y la comparación con hoy.

Y antes de empezar, mejor termino, no sea que el lector se canse y no llegue a mi conclusión: no hay nada nuevo, sólo dos medidas reales entres las diez y son ya conocidas: i) fijar un techo de gasto por ley (no sea que en el futuro vuelva a ser posible que los Estados SALVEN a la economía de mercado y eviten que sus estructuras nos fagociten) y, ii) reducir lo superfluo de las políticas sociales (aquí hay una gran diferencia con lo hecho por Zapatero: el PSOE ha reducido el gasto social, respecto de su punto más alto, porque no había otra opción, no porque le resulte superfluo; la diferencia, aunque exenta de efectos prácticos inmediatos, no es baladí).

De verdad que me resulta indignante que un político como Rajoy, líder del segundo partido de este país, se presente ante los ciudadanos diciendo poco más que: “no os preocupéis, vosotros votadme, que yo arreglo esto… no os cuento cómo por no extenderme, pero vosotros votadme”.

Y ahora, vamos con las propuestas:

1. Amplio paquete de medidas económicas

Generar confianza en la sociedad y en los agentes económicos. Para ello aprobará un paquete a fin de reactivar la economía.

Lo que haría cualquier otro, los gobiernos del PSOE incluidos, es precisamente lo contrario, ¿no?, intentar generar desconfianza y aprobar medidas con la clara intención de destruir empleo… venga hombre, esto no es una propuesta, no es algo nuevo, es lo mínimo.

2. Ley de estabilidad presupuestaria

Fijar un techo de gasto y endeudamiento en todas las administraciones, como paso primero y prioritario.

Esto sí es una medida, bueno no, en realidad es un cáncer… Piensen qué ha llevado al Estado al déficit público actual… la conjunción de dos factores: la caída de los ingresos por la reducción de la actividad económica y el crecimiento de los gastos por el aumento de las prestaciones por desempleo. Si el Estado no hubiese podido generar un déficit (gastar más de lo que se ingresa) mayor al 3%, llegados a un punto de la crisis, bastante temprano por cierto (algún momento del año 2.008), el Estado no habría podido pagar los crecientes seguros de desempleo ni realizar ningún tipo de política activa de creación de empleo (como el PlanE), lo que habría aumentado la caída de la demanda interna, que habría reducido aún más los ingresos (menos impuestos) y aumentado los gastos (más seguros se desempleo a pagar), lo que a su vez habría hecho subir aún más el déficit, obligando a mayores recortes.

Limitar por ley el déficit del Estado es similar a estar tan seguro de que haces escalada tan bien que no ves necesaria la cordada… vale, aceptemos que eres bueno, muy bueno, pero como te caigas te matas… tú mismo.

3. Reforma laboral, adaptada a los tiempos

Mejorar el marco legal en materia laboral es algo prioritario. «No podemos tener una legislación laboral de hace 40 años».

Vale, eso ya lo sabemos… otra cosa.

4. Políticas para crear empleo

«España necesita crecer y crear empleo, de ahí que todas nuestras políticas estarán destinadas a ese objetivo».

Ya… eso es que las políticas de los demás están orientadas a lavar la imagen de Naranjito.

Ha quedado clara que motivación no le falta, pero… ¿cómo lo va a hacer? Si no sabe hacerlo, le falta a usted honradez a espuertas; si sabe hacerlo, explíquele a los dos millones de nuevos parados que nos ha dejado la crisis que sabiendo cómo, no les ha ayudado.

5. Evitar lo superfluo en las políticas sociales

«Las políticas sociales son un gran logro, que hemos ido mejorando. Deberemos apretarnos el cinturón en lo superfluo de las mismas».

Me preocupa lo que los representantes de las élites económicas crean que es superfluo en las políticas sociales.

6. Alcanzar pactos en políticas esenciales

«Hablaré con los partidos, sobre todo con el PSOE, para ver si podemos pactar los grandes temas de Estado».

La voluntad de pactar se demuestra cuando estás en la oposición. Además, ¿porque debería nadie creerle al decir que va a hacer algo en un futuro, que, pudiendo, ahora no hace?

7. Legislación común en materia educativa

«Planteo ser capaces de hacer una legislación básica porque no creo en diecisiete modelos educativos diferentes».

A eso ya estamos tristemente acostumbrados en este país, cada generación se ha educado con un modelo diferente. Pero discúlpeme si no considero como medida la obsesión que tienen los políticos por modificar la legislación en materia educativa que han heredado.

8. Políticas de fomento de emprendedores

Rajoy apuesta por impulsar líneas de apoyo a los emprendedores de cara a dinamizar la aletargada economía española.

Aunque de primera derivada, pero esta también es una acción de gobierno obvia… si gobiernas para crear empleo, gobiernas para estimular el tejido de pequeñas y medianas empresas, no hay otra.

9. Separación de poderes

Incondicional defensor de la separación de poderes, asegura Rajoy que trabajará por su superación e independencia.

En democracia queda feo decir lo contrario, ¿no cree? Venga, no se la tendré en cuenta como propuesta.

10. Gobierno de ministros capaces

«Nombraré un Gobierno con las personas más competentes que encuentre».

Perdóneme pero a ese respecto, siendo absolutamente falsa la mayor, resulta obvia la menor. Es decir, no es cierto que incorporaría usted a su hipotético Gobierno a las personas más capaces que encuentre, no es verdad, no mienta. Esa es la mayor. Lo que usted hará será llevar en su Gobierno a las personas más competentes dentro de un universo menor que al que usted refiere. No serán las más competentes de entre las que encuentre, sino las más competentes de entre las que cumplan un determinado perfil, su perfil. Esa es la menor.

Anuncios
Posted in: Política, PP